Lo primero es crear una base que no es lo mismo que una peana, la altura de la base dependerá del tamaño de la escena, no existe una regla sobre su tamaño pero desde mi punto de vista cuanto más pequeña sea la escena más alta será la base, con esto se pretende dar mas protagonismo a la escena, esta base la colocaremos en una peana que me está haciendo un carpintero.

 

El material empleado es corcho, laminas pegadas, una zona será la calzada y la otra la acera con un edificio.

 


en una plancha de corcho marcamos los adoquines con un tamaño de 5mm por 5mm

 

Cortemos con una cuchilla un montón de ellos.

 



Lo primero es enmarcar la tapa de alcantarilla y el sumidero.

 


Una vez elegido el diseño empezamos a colocar adoquines dejando una ligera separación entre ellos, no importa que sobresalgan un poco, mas adelante lo lijamos hasta ajustar.

 





Se lijo toda la superficie para igualarlo y este es el resultado, si por un casual la junta entre adoquines no se aprecia tendremos que hacerla con una cuchilla muy afilada.

 


Básicamente montamos las piezas como los adoquines, se lijo con una lija mas fina.

 


El corcho admite bien la pintura, sin embargo se le dio una mano de imprimación para luego aplicar una mano de 70.995 de Vallejo



Lo principal mucha paciencia, se utilizaron los tonos 70.991, 70836, para el marrón oscuro se utilizo 70.985 mezclado al gusto con 70.995

Para rellenar las juntas se aplico con una brocha escayola pero liquida, como la escayola es blanca se mezclo con un poco de 70.989


Antes de se seque del todo retiramos el sobrante con un trapo.


Se aplico un lavado de oxido oscuro 76507 mezclado con un lavado de gris oscuro 76517 una vez seco con una esponja retiramos  el lavado dejando solo lo que se quede en las juntas, por ultimo se dio un lavado general de gris oscuro 76517



pintamos un veteado en las piedras de la acera, enmascaramos para facilitar la labor, se utilizaron los mismos tonos utilizados para la calzada, lo mas importante es la imaginación.


Se rellenan las juntas como en la calzada añadiendo un tono gris al agua que utilizaremos para la mezcla.


El bordillo ya estaba pintado de un color oscuro, con una esponja y utilizando la misma técnica del pincel seco vamos aplicando manchas de diferentes tonos de grises, para no solapar las manchas y parezcan una continuidad se enmascararon las piedras una si otro no.